fbpx

El papá que dejó la mujer asesinada por cinco ecuatorianos

por | Jun 25, 2018 | Historias Reales 2 | 0 Comentarios

Juan Llanquimán prometió a su fallecida esposa Margarita Ancacoy Huircán que, pese a la brutal muerte que ella experimentó, sacará adelante a su hijo Cristóbal.

Todo Chile fue remecido con el homicidio de Margarita Ancacoy Huircán, cometido recientemente en pleno barrio República de Santiago. Es que, de acuerdo con los antecedentes policiales, un grupo de cinco individuos de nacionalidad ecuatoriana trató de asaltar primero a un hombre que se defendió, y luego siguieron con la mencionada mujer, a quien después de quitarle su celular y 5 mil pesos de su cartera, brutalmente la asesinaron a palos. Tras esto, los sujetos huyeron del lugar del crimen y las cámaras de seguridad muestran que lo realizaron riéndose a carcajadas.

La víctima se dirigía, en horas de la madrugada, a su trabajo en la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Chile, donde cumplía labores de aseo. Y detrás de ella existía una familia, liderada por Juan Llanquimán, quien en estos días ha publicado sentidas palabras para su fallecida esposa a través de las redes sociales, las cuales él mismo autorizó para su publicación en Mundo Papá, asegurando que pese a esta tragedia sacará adelante a su hijo Cristóbal.

En uno de sus mensajes, Llanquimán revela que “dentro de mi pequeño descanso, hoy desperté con una de tus alarmas a las 4:29 am. y me di cuenta que estarías para siempre en mi mente, en mi alma, en mis pensamientos, pero que ya no vas a regresar de cuerpo presente. Margarita Elena Ancacoy Huircán, amiga compañera y mi todo, seguiré luchando por transformar a nuestro hijo Cristóbal en el hombre que siempre soñaste ver: vuela alto, muy alto, donde ya nadie pueda hacerte daño”.

El mensaje expresa la fortaleza que entregan los hijos a los padres en los momentos más dolorosos, y la inspiración que otorgan para ponerse de pie y seguir adelante en las situaciones extremas. Tanto así, que Llanquimán asegura que, aunque fue demasiado el daño provocado por los antisociales, “no destruyeron los sentimientos ni los recuerdos y quienes quedamos acá (yo y nuestro hijo) vamos a luchar por mantenerte con vida por siempre y para siempre”.

Facebook Comments

Pin It on Pinterest

Share This